21/6/16

Cuando música y política se entrecruzan

Antes de todo: feliz día internacional de la música!!
Uno de los recuerdos más curiosos que poseo fue el de ver tocar en televisión a un ministro el piano, el Sr. Narcís Serra, el segundo movimiento del concierto numero veintiuno de Mozart concretamente. 

Lo que está claro es que  los músicos si algo desarrollan en sus estudios es la capacidad de percibir el mundo de una manera más detallada, más integradora... resultado de la interconexión mayor entre hemisferios que está probado que dichos estudios causan y el desarrollo del derecho que tanta falta hace a los que están en el poder (ese tiempo de supuesta gloria, tan efimeros ambos, el tiempo y la gloria, no olviden).

Después vi a Condoleeza Rice, a Pollini, a Clinton y su saxofón... ya sabía de todo un primer ministro de  Polonia como Paderewsky o a un diplomático como Milhaud en Brasil... 

La nómina no es corta si investigamos, aunque no determina nada concreto, pues también hay ministros que te llevan a la guerra aunque hayan hecho una tesis sobre el amor y la literatura, al menos me consuela saber que siempre habrá algún nuevo miembro de una nueva generación de un partido político que haya tenido o tenga sensibilidad hacia la música y todo lo que le rodea y se acuerde de cuando fue estudiante: seguro que algo le influye en su quehacer diario, tantas horas de sacrificio, tanta perseverancia, tanta motivación, tantas emociones bellas deben dejar huella, eso creo, en lo más profundo de su persona.

Si eres un alto cargo y lees esto recuerda, por favor, cuando la música te acompañaba en tu desarrollo humano y que esa motivación te siga guiando para hacer el bien y seguir sembrando en los demás más música, fuente de inteligencia, sensibilidad, sentido, prosperidad (si desde las altas esferas no la constriñen), salud, paz y felicidad!