21/5/14

Entrevista al pianista Isidro Barrio: ´Cada pianista tiene su verdad´


¿Cuál es la primera experiencia que recuerda con la música?
La música me ha rodeado desde mi más tierna infancia gracias a mi familia y sobre todo a mi padre, Juan Ventura Barrio, dramaturgo, escritor y poeta que estudió el violín en el Real Conservatorio de Madrid con Fernández Bordas y José del Hierro. Siendo un niño vi la primera vez el piano cuando tenía que ponerme de puntillas para ver las teclas negras y sin desprenderme de él en todo el día tocaba las teclas agudas e iba a las graves, que me daban miedo, y volvía de nuevo a las agudas.

Un día le dije a mi padre que quería ser músico y que necesitaba estudiar música y me llevaron a la primera clase con la profesora Dña. Feliciana Agero, viuda del famoso clarinetista, compositor y director Miguel Yuste, y la experiencia fue inolvidable: medir y entonar una escala musical acompañado al piano con la voz de soprano que tenía me hizo que, a la hora de salir totalmente emocionado, pensase en lo que iba a ser mi carrera.

¿Qué personalidad musical cree que le influyo más en su carrera?
Difícilmente podría nombrar sólo una persona que me haya influido en mi carrera, en mi caso me han motivado, además de la música, los genios de pintura, arquitectura, etc... reconociendo que en la música me motivó mucho Arturo Benedetti Michelangeli, con quien tuve el honor de hablar y recibir sus elogios.

¿Cuál era el estilo o el compositor que le gustaba estudiar de joven?
Desde muy joven he sido muy ambicioso en lo referente al repertorio y dejo claro mis gustos por los autores en las primeras grabaciones que hice en esa época, las Sonatas de Soler, Variaciones Diabelli de Beethoven, Armonias Poéticas y Religiosas de Franz Liszt, Variaciones Goldberg de Bach.

¿En qué repertorio se siente mas a gusto en actualidad?
Últimamente, como se puede ver en el programa que toque en Japón el 28 de junio en el Sumida Triphony Hall, tengo un repertorio variado, desde el Barroco, Clasicismo, Romanticismo, repertorio español, incluyendo hasta obras mías.

Cuéntenos, por favor, alguna experiencia o anécdota que le venga a la memoria que tenga que ver con el piano (en algún curso, o concierto...)
Contaré una anécdota simpática aunque sea difícil de explicar en forma escrita, pero lo intentaré: en un concierto que tenía en España en una gran sala con el Concierto para piano nº1 de Beethoven, empezó el concierto, yo sentado al piano, con una introducción larga que tiene y observé rapidamente antes de empezar la parte del piano que los tacos a derecha e izquierda de al lado del teclado estaban levantados y la barra horizontal llegaba hasta las teclas y por lo tanto no se podría tocar y tendría que parar el concierto.

Pero hábilmente e inspirado en la parte final de la introducción de la orquesta que termina muy fuerte con dominante y tónica, y a tiempo con ese chin y pum, di un golpe al taco izquierdo con el primer chin y otro golpe al taco derecho con el pum, bajando de esta manera la barra horizontal y haciendo posible tocar el piano y así empecé el concierto.
No sé si fue intencionado o un fallo del técnico pero la manera de salir de una situación tan difícil me hace recordarlo siempre con simpatía.

¿Qué opina de la situación actual de la enseñanza del piano y de la música?
Globalmente, a nivel mundial no se enseña con exactitud y profundidad el solfeo y siguiendo el espíritu de la pregunta anterior les digo que no estudié el solfeo sino el “sol bonito”. He oído obras musicales muy conocidas y si pudiéramos poner un texto a la música, muchas veces pronuncian por ejemplo la palabra madre como “madré“, dando un sentido erróneo de la acentuación y al final del sentido musical.
Se ha llegado al punto que, como no han estudiado bien ni la armonía, ni contrapunto, ni fuga, ni composición, llegan a tocar una obra tan famosa como la sonata “Claro de Luna” de Beethoven y en el ultimo tiempo, por error de muchas partituras, se saltan un compás en unas de las reexposiciones, siendo grabada así por algunos interpretes de fama mundial.
Para la enseñanza de la música primaria tendrían que hacer una selección previa del alumnado con capacidades de ritmo y oído musical, imprescindibles para seguir una formación futura con gran éxito.

¿Cuál son sus músicos favoritos?
Mozart, Beethoven, Liszt, Chopin, Schumann, Berlioz y un largo etc...

¿Cree que es útil conocer recursos sobre improvisación? Por qué?
Sobre el tema de la improvisación puedo decir que el mismo Franz Liszt cuando recibía a un alumno le pedía una improvisación sobre un tema que él le daba, de esta forma él veía con claridad sus conocimientos musicales, su creatividad y como final, su espíritu.
En una improvisación se manifiestan los conocimientos y talento de la persona que lo esta realizando.

¿Qué proyectos musicales tiene en mente realizar?
Además de los proyectos sobre el piano tengo mucha ilusión en los próximos proyectos, como director de orquesta, donde creo que puedo aportar muchísimo, y como fechas podría anunciar la gira en Alemania 2014 con un repertorio en gran parte español, un disco que espero realizar pronto con el Piano Concerto nº1 de Beethoven y la Sinfonía nº7 como pianista y director. Otro proyecto es actuar con la Nueva Filarmónica de Japón en la próxima gira nipona.

¿Qué consejo o recomendaciones daría a los que empiezan ahora a estudiar el piano?
Para quien empieza una carrera, para ser un virtuoso, aconsejo que llegue a unos conocimientos exhaustivos de la técnica e interpretación pianista, pero tendrá que meditar mucho para llegar a su propia verdad, cada pianista tiene su verdad, no existe una verdad absoluta. Además de eso, recomiendo un conocimiento de todas las bellas artes y artes que dan una sensibilidad especial para entender e interpretar las obras de los grandes genios.

¿Quiere añadir algo mas sobre su relación con la música?
No tenemos que olvidar que la energía motora del músico es el amor por el ser humano, por la humanidad y es ofrecer emociones, sentimientos expresados de la forma más abstracta posible, como es la propia música.