16/12/12

Músic@s de nuestro tiempo. Entrevista a Daniel Roca

ENTREVISTA A:
DANIEL ROCA ARENCIBIA
¿Cuál es la primera experiencia que recuerdas con la música? 
Cuenta la leyenda que de chico era un apasionado por la música. incluso llegué a entrar en la Rondalla de mi colegio con 6 años, pero aquello no cuajó. Eran otros tiempos. Sí recuerdo de siempre haber tenido el deseo de ser músico (cantante melódico tipo Palito Ortega, más concretamente)

¿Qué personalidad musical crees que te influyó más en tu carrera? 
Emliio Molina, el Catedrático de Improvisación del Real Conservatorio Superior de Madrid, que me dio las herramientas y visión que necesitaba para aprender lo que yo sentía que necesitaba aprender pero no sabía cómo. Hasta ese momento sólo tenía la voluntad de ser músico, pero no las herramientas. Gracias a Emilio y más concretamente a las ideas pedagógicas que él planteaba y que poco a poco hemos ido desarrollando entre muchos pude ir integrando los conocimientos y experiencias que había ido acumulando, y en ello sigo.

Con posterioridad a los estudios volví a Las Palmas y encontré al grandísimo musicólogo y aún mayor personalidad cultural Lothar Siemens, un auténtico maestro de arte y vida que me enseñado a ampliar el campo de visión y a contribuir, en mi modesta medida, a la comunidad a la que pertenezco.

¿Cuál era el estilo o el compositor que más te gustaba estudiar de joven?
 
En lo clásico una combinación explosiva de Bach y Bartok. Dedicaba tanto (o más tiempo) a leer muchas obras de estos que a estudiar el repertorio de estudio.
Pero en mi mundo por entonces lo "no-clásico" (jazz y rock fundamentalmente en mi caso) era a su vez tan importante como lo clásico, y ponía tantas ganas (o más) en los Beatles o Pink Floyd que en los del Conservatorio.

¿En qué repertorio te sientes más a gusto en la actualidad? 
Tengo que entender "repertorio analítico" puesto que no soy intérprete. La verdad es que lo que más me gusta en este sentido es trabajar con el repertorio que interpretan mis alumnos. Es muy variado y descubres cosas que no salen en los caminos trillados de los compositores y obras más habituales. Te das cuenta que no tienes "una clase" sino un montón de individualidades con un mundo musical y un repertorio distinto.
A raíz de este interés creciente por incorporar el repertorio de los alumnos a la clase de Análisis he llegado al convencimiento de que la cuestión del repertorio, la pregunta ¿qué debemos/queremos tocar/analizar/enseñar/estudiar? es crucial hoy en día, que cada vez debemos dar menos por sentado que hay un "gran repertorio" obligado para todos. Hay muchísima música magnífica para descubrir, y creo que una tarea esencial del intérprete actual es descubrir y explorar nuevos repertorios. Y que eso también hay que inculcarlo en la enseñanza.

¿Qué opinas de la situación actual de la enseñanza de la música? 
Visto en perspectiva, el avance ha sido enorme en las últimas décadas. Estos dos últimos años he realizado cursos Erasmus en Italia y he revivido allí el sistema educativo y mentalidad que conocí en los años 80 en España, una enseñanza inconexa, con escasa planificación y con bases metodológicas ancladas en lo escolástico. Ahí me di cuenta del enorme cambio que se ha vivido en España, y para mejor.
Evidentemente no soplan buenos vientos a corto plazo en la educación en general, y esto nos está afectando y nos seguirá afectando. Tan preocupante como la evolución en los Conservatorios (o más) es el abandono a la música en la enseñanza general, y las Escuelas de Müsica. Es momento de echarle más imaginación y más iniciativas que nunca. Lo peor que podemos hacer es ocultarnos.

¿Cuáles son tus músicos favoritos?
 
Son muchos en muchos campos. Me es muy difícil elegir. Medio en broma publiqué este dream team en Potsdam 1747, el blog de mi amigo Enrique Blanco (http://enriqueblanco.net/2011/11/un-articulo-me-manda-hacer-enrique/)

Beethoven de portero
Defensas: Ligeti, Bach, Mozart
Centrales: Schubert y Schumann
Gesualdo de libero
Delantera: Mahler y Bartók
Puntas: Berio y Ligeti

Sale Ligeti dos veces, lo que fue una errata, pero pensándolo bien, no es tan descabellado al fin y al cabo. ;-)

Pero en mis músicos favoritos tendría que hacer otro equipo (y a fe mía que sería un buen partido…) con los no-clásicos. 

Estarían: Monk, Roger Waters, Duke Ellington, Bille Holliday, Lennon, McCartney y Harrison, Javier Krahe, Prince, Frank Zappa y Pablo Milanés, por ejemplo. Pero hay muchos posibles suplentes.

¿Crees que es útil conocer recursos sobre improvisación? ¿Por qué? ¿En qué medida crees que es necesaria la creatividad para el músico?
 
No es que sea útil conocer recursos, es que es fundamental tener en todo momento un enfoque creativo a la hora de hacer música como intérprete, compositor, profesor, analista, investigador, etc.
Ser capaz de improvisar, es decir de expresarse inventando música coherente, sea a mayor o menor nivel me parece absolutamente esencial. Y estoy convencido de que hay que potenciar esta vía desde que se empieza a aprender música, de manera coordinada con otras facetas del aprendizaje, como la técnica, la lectura o los conocimientos teóricos.

¿Qué proyectos musicales tienes en mente realizar? 
A menor plazo quiero (debo) acabar mi tesis. Son bastantes años trabajándola y hay que llevarla a un final. Pero me ilusiona más publicar materiales didácticos sencillos y útiles utilizando el potencial de las tabletas como el iPad y las redes sociales.
El gran proyecto musical de mi vida profesional es el IEM (www.iem2.com). Como he dicho antes, el contacto con Emilio Molina, su fundador, sigue siendo fundamental para mi. Actualmente, aparte de los cursos y publicaciones que tenemos siempre en marcha, hemos empezado con los Cursos de Formación de Profesorado IEM, lo que promete ayudarnos a mejorar como equipo pedagógico y a difundir la Metodología de la Improvisación.

¿Qué consejo o recomendaciones darías a los que empiezan ahora a estudiar tu instrumento? 
A los que estudian cualquier instrumento les recomendaría poner la música, su comprensión y su práctica tan en el centro de su formación como la técnica (tampoco más). Escuchar música constantemente, de cualquier tipo, y hacer música constantemente, de cualquier tipo. Al fin y al cabo, la única música que vale la pena tocar, componer o analizar es la que te nace de dentro. Gracias por la oportunidad de exponer estas reflexiones.