13/9/12

Más comentarios sobre educación y creatividad, un diálogo imaginario entre Ken Robinson y Agustín Manuel Martínez

"La interacción de la creatividad y la tecnología es un proceso de doble sentido. Las nuevas tecnologías abren nuevas posibilidades de trabajo creativo, y el uso imaginativo de las tecnologías conduce a la evolución, y a veces a la transformación, de éstas. Las cámaras y los pigmentos evolucionaron al tiempo que los artistas inventaban nuevas técnicas para su uso. Lo mismo cabe decir de la evolución de los instrumentos musicales y de las técnicas de grabación" (p. 281).

Beethoven iba por delante de la industria de fabricación de pianos, llegando a escribir notas que aún no se habían inventado. De Manuel de Falla se cuenta una historia similar respecto a que escribió una nota que no se podía tocar. De la unión entre artistas y científicos podremos generar aún más conocimiento de todo tipo y mejorar nuestras condiciones de vida en nuestro paso por ella. La tecnología está revolucionando el mundo de las artes y es responsabilidad de los artistas y los docentes integrarse en esta revolución de una manera constructiva y positiva. Los artistas a su vez enriquecerán las herramientas tecnológicas encontrando nuevos usos y caminos posibles de desarrollo de la tecnología.





"Es interesante observar que la gran fuerza de la música rock en Gran Bretaña en los años sesenta y setenta debiera tan poco, si es que debía algo, a la educación musical que se daba en los centros educativos. Algunas de las figuras más destacadas del rock de aquella época cursaron estudios superiores. Pero no fueron a escuelas de música ni conservatorios, sino a facultades de letras. La tradición pedagógica de esas facultades generaba un ambiente propicio para la experimentación, la creatividad personal y la cultura de moda, un ambiente del que carecían los conservatorios de música formales" (p. 287).

Sugerencia: comencemos por cambiar de nombre al conservatorio. Propuestas: experimentatorio, progresatorio, creativatorio ;) Es muy importante para que se genere arte y/o creatividad e innovación que el contexto sea el adecuado, por ello los conservatorios no deben centrarse tan sólo en transmitir el oficio musical conforme a estrictas normas del pasado sino también proporcionar espacios de creatividad.

"Para una generación de jóvenes usuarios, las posibilidades musicales, visuales y de juego de los teléfonos inteligentes dejan poco tiempo y pocas ganas para las llamadas telefónicas tradicionales" (p. 288).

Cuando se generalicen (por ahora limitadas por cuestiones técnicas o económicas) las videoconferencias seguro que se vuelve a hacer más uso de la voz que del mensaje escrito, por la inmediatez y riqueza de la comunicación. Hice un post en este blog también al respecto de programas informáticos musicales para móviles ("El mundo cambia a gran velocidad", fue un título casi profético, pienso ahora que veo como un año actual equivale a más de una década de tiempo pasado, aproximadamente)...

"A decir verdad, a muchos líderes sí les preocupa estimular la innovación. Lo primero que les agobia es que tendrán que ser los primeros en enfrentarse a un alud constante de nuevas ideas. La buena noticia es que el papel principal del líder creativo no es el de tener todas las ideas, sino el de alentar una atmósfera en la que todo el mundo pueda tener buenas ideas. La segunda de las preocupaciones es que dar rienda suelta a la creatividad provoque el caos y la pérdida del control. La buena noticia es que creatividad no es sinónimo de anarquía (...). Esos recelos sobre la innovación suelen ser producto de la actitud de mando y control de quienes ejercen el liderazgo." (p. 301-302).

El miedo como primera reacción. Parálisis. Pero una vez probada, degustada la fruta de la creatividad, no se puede volver atrás :) Una vez dejamos ambientes de psicología de la inacción, de la inseguridad, etc... y empezamos a imaginar para crear para innovar para mejorar el mundo, el proceso es imparable. Tenemos entre todos que fomentar que sólo los líderes creativos estén al mando de las organizaciones. Nuestro voto vale mucho. 

"Especialmente en tiempos de recesión, existe una aceptación tácita de que conviene ajustar el modelo mecanicista: hacer el uso óptimo del tiempo y los recursos, y eliminar el exceso de creatividad en aras de una mayor productividad. Todas estas cosas pueden ser buenas y necesarias en sí mismas, pero la idea fundamental de la organización como una máquina compleja es en esencia enemiga de la promoción de la cultura de la innovación de la que hoy depende el futuro de la gran mayoría de las organizaciones" (p. 303).

Aviso a navegantes-políticos más preocupados en subir el número de horas lectivas de los profesores, la ratio, etc... que en la calidad de lo que se cuece en las aulas! La educación del siglo XXI y no la del XIX que nos quieren aún seguir imponiendo.

"En 2001, Gallup publicó un estudio que calculaba que "los empeados activamente desafectos" de la vida creativa costaban sólo a la economía de EEUU entre 292.000 y 355.000 millones de dólares al año. Estudios posteriores demuestran que los empleados implicados, en cambio,  son más productivos, generan más beneficios y crean relaciones más sólidas con el cliente" (p. 308).

Me reitero en lo dicho anteriormente. Menos escuelas=más cárceles, y el coste es mayor incluso.

"Muchas personas hacen cosas que saben hacer muy bien pero que en realidad no les importan. Estar en su elemento no tiene que ver sólo con la aptitud, sino también con la pasión: se trata de que a uno le encante lo que hace" (p. 309).

Resumen del libro. Un secreto: de pequeño me llamaban "preguntín" :) Supongo que era porque me mostraba como un niño apasionado por aprender al máximo.

"Dos principios fundamentales. El primero es que todos los participantes "acepten todas las ofertas que se hagan". El objetivo es no negar las aportaciones de otras personas sino construir sobre ellas, un proceso conocido en inglés como plussing, de plus, "más". El segundo es: "Haz que tus compañeros de trabajo siempre queden bien". El objetivo no es juzgar lo que produzcan sino ayudar a sacar de ello algo de provecho y mejorar el nivel de todos" (p. 320).

Todos ganan en los ambientes constructivos modernos de trabajo con la premisa "yo gano/tú ganas", el conocido, insisto como "todos ganan" (Covey).

"Hay muchos profesores creativos que trabajan estupendamente en sus aulas (...) Sin embargo, en su mayor parte, estas innovaciones se producen no gracias a las culturas dominantes de la educación, sino a pesar de ellas" (p. 333).

Por tanto, ¡aceptemos la creatividad de los profesores como un valor añadido de la calidad del centro y no un cuestionamiento del status quo del centro! Aceptando esto deseamos que no vuelva a pasar que las culturas dominantes educativas sofoquen la iniciativa de muchos/as docentes.

En la página 347 y 348 pone de ejemplo "el sistema" venezolano (Abreu). "Se centra principalmente en "crear un remanso diario de seguridad, alegría y diversión que construya la autoestima y el sentido de valor de todos los pequeños". Aunque relajada, se imparte una disciplina" (p. 347).

De lo que se infiere que el sistema educativo tradicional (no venezolano:) está haciendo sufrir a muchos niños, provocándoles inseguridad y minando la autoestima. Ni libertinaje ni autoritarismo. Una escuela donde haya más igualdad. La desigualdad está en la propia estructura de las organizaciones escolares, donde hay personas que coartan las libertades de otras porque creen que su cargo consiste en eso.

"La rigidez del horario de la mayoría de las escuelas puede condicionar toda su cultura. En lugar de un horario flexible para atender las necesidades de enseñanza y aprendizaje, alumnos y profesores se ven encarrilados por el rígido horario a lo largo del día (...) Otra razón para reconsiderar el horario es que los niveles de energía de los alumnos varían con los ritmos del día" (p. 352).

Siempre pensé así. Un horario negociado sería mejor que un horario impuesto. Un horario flexible mucho mejor que uno rígido. Acordemos y llegaremos a un punto de equilibrio donde todos salgamos beneficiados.

"El doctor Kelley sostiene que privar de sueño a los adolescentes puede afectar a su salud física y mental, y a su educación" (p. 353).

Miremos las estadísticas y demos la razón al doctor Kelley :)

Sobre la experiencia educativa de Summerhill en la que "los alumnos asumen toda la responsabilidad de su educación. La escuela funciona como una plena democracia en que los alumnos y profesores son iguales. Estudiantes de todas las edades deciden por ellos mismos qué hacer, y cuándo, cómo y dónde hacerlo. Esta libertad "está en la base de la escuela, es un derecho que no se puede violar" (p. 354).

Una utopía hecha realidad, luego no es utopía. Este desideratum funciona. Es una prueba de que no toda la educación tiene que estar pautada y dirigida en todo momento. Si otros modelos opuestos al tradicional existen y generan más éxito tenemos que dejar que son las propias comunidades las que se tienen que autogestionar democráticamente (con democracia real) en base a sus necesidades y prioridades.

"La de profesor es una profesión creativa. Una de las razones de que las escuelas fracasen y los sistemas se atasquen es que profesores y alumnos están desconectados. Hay profesores a los que no les interesa el aprendizaje o no tienen cualidadades para la enseñanza, y deberían dedicarse a otra cosa que les satisficiera. Esto no los convierte en malas personas, pero no deberían ser una imposición para los alumnos, que necesitan y se merecen algo mejor. Y también hay muy buenos profesores cuyo instinto creativo se ve frenado por la educación estandarizada, que reduce su eficiencia profesional." (p. 361)

También, además de existir los que calientan el sillón, por fortuna, cada vez menos, los hay "malas personas" ;) Pero en general son personas que aman su trabajo, no de palabra, sino que se observa en sus obras. Sobre todo en la opinión que tienen sus alumnos/as y el resto de la sociedad de ellos. Apoyemos a los profesores creativos. Entendámoslos. Por el bien de todos. Ayudemos a los que no saben conectar con sus alumnos. Una manera sería instaurar un examen psicológico previo que no dé paso al sistema a aquellos profesores que no tengan habilidades empáticas, las mínimas para poder desempeñar estas funciones, entre otras... A los profesores que se inician en la labor docente se les debería tutorizar realmente y asesorarles sobre su propio trabajo. Que sean autónomos pero con nuevos enfoques e ideas hacia su práctica. Y a los que continúan también. Es como la medicina, un trabajo de mejora sin fin.

"La tarea de la educación no es impartir asignaturas, sino enseñar a los alumnos. Ninguna escuela es mejor que sus profesores. (...) Incluso un pequeño gesto o un tono de voz, pueden poner a la persona en una vía que la lleve a un descubrimiento continuo a lo largo de toda la vida o, al contrario, estacarla en el sitio incapaz de dar el primer paso" (p. 362).

Felicito aquí a mis profesores, hasta incluso aquellos que con sus calificaciones peyorativas sobre alguno de mis gustos musicales, todos me espolearon a investigar sobre las relaciones entre música y percepción :) y a preguntarme los porqués de sus comentarios.

"El profesor que enseña para la creatividad se propone:
-fomentar la experimentación y la indagación, y la disposición a cometer fallos;
-estimular el pensamiento generativo, libre de críticas inmediatas;
-estimular la expresión de las ideas y los sentimientos personales:
-transmitir la idea de las fases del trabajo creativo y de la necesidad de tiempo para desarrollarlo;
-desarrollar la conciencia del papel de la intuición y de los procesos estéticos;
-animar al alumno a que juegue con las ideas y aventure posibilidades; y
-facilitar la evaluación crítica de las ideas." (p. 365-366).

Objetivos todos nobles y en los que todos estaríamos de acuerdo. Enseñar a ser persona (buena, con valores) podría resumirlo todo. Y predicar con el ejemplo...

"Aprender con y sobre las artes es esencial para el desarrollo intelectual. Las artes ilustran la diversidad de la inteligencia y ofrecen formas prácticas de promoverla. También aportan los procesos más naturales para dar forma a los sentimientos y las emociones personales y a cómo se relacionan con nuestra manera de entender el mundo" (p. 371).

Las ciencias se ocupan de explicar el mundo. Las artes de describir sus cualidades. Son funciones diferentes y ambas necesarias al cien por cien, siendo el valor de cada una de ellas exactamente el mismo, ciento por ciento necesitamos de ambas.

"La creatividad no es un lujo del que se pueda prescindir. Es fundamental para que podamos vivir una vida que merezca la pena y sostener un mundo en el que valga la pena vivir. Las circunstancias culturales y económicas en que nos hemos de desenvolver nosotros y nuestros hijos son completamente distintas de las del pasado. No podemos afrontar los retos del siglo XXI con las ideas educativas del siglo XIX" (p. 381).

Sin palabras. ¡Uno decide qué mundo mental quiere pisar ahora, si uno extinto o si avanzar con los tiempos! Mi elección es clara: ¡bienvenido, futuro, te abro mis puertas con una sonrisa!

Busca tu elemento: Aprende a ser creativo individual y colectivamente (Gestion Conocimiento)
Puedes adquirir el libro pulsando en el siguiente enlace: (PULSA AQUI)

Entrada anterior relacionada con ésta y que la completa: http://elblogdelacreatividadalpiano.blogspot.com.es/2012/08/comentarios-busca-tu-elemento-del-guru.html (ENLACE-PULSA AQUI)