11/6/12

Músic@s de nuestro tiempo. Entrevista a Emilio Molina

 ENTREVISTA A EMILIO MOLINA, Pianista y Catedrático de Improvisación

¿Cuál es la primera experiencia que recuerdas con la música y/o el piano?
Lo primero que recuerdo es una clase con el maestro de la academia de mi pueblo (Blanca, Murcia). Casi me echó de clase porque no era capaz de solfear una de las primeras lecciones del “Eslava”. Qué tiempos aquellos.

¿Qué personalidad musical crees que te influyó más en tu carrera?
Mis primeros estudios en un Conservatorio fueron a la edad de 17 años, me examiné de muchos cursos a la vez como libre. Era el Conservatorio de Música de Murcia. A partir de ese momento D. Manuel Massotti Littel se interesó por mí y él fue el que me inspiró la posibilidad de presentarme a la oposición de Acompañamiento. Esos fueron momentos decisivos en mi vida musical profesional.

¿Cuál era el estilo o el compositor que más te gustaba estudiar de joven?
No tengo una imagen muy marcada de ningún compositor en exclusiva. Recuerdo que pasé muchas horas con el clave bien temperado de Bach, los dos libros. La idea partió de mi profesora de piano ( Sñta. Agüera), que tenía el proyecto de una serie de audiciones con todos sus alumnos en las que se interpretasen todos los preludios y fugas de los dos volúmenes del Clave Bien Temperado. El proyecto no llegó a realizarse pero yo quedé marcado con Bach y a partir de esos años he dedicado muchísimas horas de mi trabajo a disfrutar de la grandeza de su música.

¿En qué repertorio te sientes más a gusto en la actualidad?
No soy un intérprete de música de repertorio, sino de improvisación, de forma que no tengo respuesta para esta pregunta.
 

Cuéntanos, por favor, alguna experiencia o anécdota que te venga a la memoria que tenga que ver con el piano (en algún curso, o concierto...)
Ahora me viene a la memoria un recital (de improvisación) que yo daba en la casa de cultura de un pueblo de la provincia de Albacete (Hellín). No recuerdo muy bien el año, quizás alrededor del 1985. A ese concierto asistieron mi suegro y dos personas más. El recital fue más bien corto pero en el bis (porque hubo bis) uno de los asistentes me pidió que tocara las bodas de Luis Alonso, yo le expliqué que el concierto era improvisado y por lo tanto no podría hacer lo que me pedía pero que haría unas variaciones a partir del tema principal, y así quedó la cosa¡¡¡

¿Qué opinas de la situación actual de la enseñanza de la música?
Si la comparo con los años en que yo estudié el cambio y la mejora son inmensos, claro.
Yo pienso que la educación musical tiene actualmente un nivel muy alto, los profesores suelen ser en general excelentes y los centros educativos disponen de medios de bastante calidad. Hay sin embargo algunos puntos grises en este panorama. Yo señalaría entre ellos:
-       El hecho de tener que simultanear el estudio de la música con los estudios generales incrementa de tal modo el trabajo para los estudiantes que crea a veces problemas insolubles de compatibilidad. Los padres naturalmente inciden para que sus hijos se decanten en primer lugar por sus estudios generales antes que por los de música.
-       Como segundo problema, este mucho más específico, señalaría la excesiva especialización y tecnificación instrumental que se está produciendo en los Conservatorios, de forma que el estudio de la música se identifica con estudio técnico de un repertorio. La ausencia del desarrollo de la creatividad es un fallo evidente en la formación de los músicos.

¿Cuáles son tus pianistas favoritos?
No los tengo, cuando escucho un intérprete trato de oir al compositor por encima de la interpretación
 

¿Crees que es útil a los pianistas conocer recursos sobre improvisación? ¿Por qué? ¿En qué medida crees que es necesaria la creatividad para el pianista?
Completamente indispensable. Es uno de los fallos que he citado anteriormente en la educación musical. La improvisación y el desarrollo de la creatividad que acarrea son fundamentales tanto para la propia interpretación como para la composición, la musicología y la dirección.

¿Qué proyectos musicales tienes en mente realizar?
Impartir cursos de formación de profesores para que sepan utilizar los recursos creativos en su aula. La Metodología IEM que he creado aporta respuestas a estos interrogantes.

¿Qué consejo o recomendaciones darías a los que empiezan ahora a estudiar este instrumento?
Creo que los estudiantes de hoy tienen que tener presente que no es posible que todos seamos concertistas. Además, la formación del Conservatorio no es la única, existen escuelas de música de muy distinta índole y los objetivos van desde el simple esparcimiento y diversión hasta las más altas cotas de profesionalidad. Cada estudiante debe elegir lo que mejor se adapte a sus circunstancias personales, tanto de talento, de posibilidades, de tiempo disponible, etc.

¿Quieres añadir algo más sobre tu relación con el piano?
La música, y por tanto también el piano, tiene un componente especial. No es sólo un trabajo sino toda una vida. Tenemos la suerte los músicos de poder ganar nuestro sustento mientras disfrutamos de nuestra profesión. No se puede pedir nada mejor. Yo veo en el piano un amigo, un compañero en quien volcar inquietudes, dialogar, compartir, sentir, etc. los problemas habituales de la vida lo son menos con un piano cerca.
Muchas gracias


Emilio Molina